Lo que debes saber antes de comprar un aceite esencial

Aceites esenciales

Créeme, esto sucede

Justamente cuando escribía este artículo conocí a una persona que me ofreció los aceites esenciales que distribuye en su país. Me dio un gran listado de aceites con sus propiedades terapéuticas. Pero en en el listado solo aparecía el nombre común de la planta. Le pregunté por el nombre de la especie y los componentes mayoritarios de esos aceites, y despues de más de un mes, aún estoy esperando respuesta.

Otro día, en una tienda de juguetes, vendian un kit muy bonito con difusor para aromatizar la habitación de los niños y «ayudarles a estar tranquilos». Viendo la etiqueta, ponía fragancia de lavanda y en ninguna parte hacia referencia a una planta. Leyendo con detenimiento, solo eran productos sintéticos con olor a lavanda sin efecto terapéutico, pero para el que no conoce sobre el tema, puede pensar que se trata de aceites esenciales.

Te cuento estas pequeñas anécdotas para que veas que comprar un aceite esencial requiere un poco de información. Están de moda y te pueden ofrecer aceites de muy mala calidad o adulterados que pueden llegar a tener evetos negativos para tu salud. Con este post te voy a ayudar a tener criterios más claros para elegir tus aceites.  Hay varias cosas que si o si debes de tener en cuenta y te las voy a ir contando una a  una.

Nombre científico y nombre común

El nombre común: Es el nombre con el que se conoce a una planta en cada región, pero no todas las regiones conocen a la misma planta por el mismo nombre. Por ejemplo ¿sabías que a la lavanda en algunas regiones se le conoce como alhucema o espliego, mientras que en otras regiones la llaman cantueso o cantrueso? ¿Son muchos nombres, verdad? El problema es cuando a lo que tú llamas espliego, en otra región le llaman cantrojo. O cuando vas a consultar en un libro de aromaterapia las propiedades de la lavanda y te encuentras que en uno le llaman espliego o alhucema a un solo aceite (L. Bosson, 2012), mientras que en otros libros para cada uno de estos nombres se hace referencia a un solo aceite (D. Baudoux, 2013; D. Festy, 2016), o lo encuentras como espliego y lavanda (R. Tisserand, 1994). Que lio ¿verdad?

En otros casos no tenemos tantos nombres comunes, por ejemplo, el Eucalipto, pero ¿sabías que hay muchas especies de eucaliptos? ¿Cuál es el que te sirve? No por ser eucalipto te va a servir  para apoyar tu sistema respiratorio y no todos los puedes usar en niños. Hay varias especies a las que les llamamos eucalipto, y es necesario conocer de cual estamos hablando.

Por todo esto, es muy importante que en la etiqueta de tu aceite esencial salga el nombre científico de la planta utilizada para conseguir ese aceite que tú quieres.

El nombre científico es el nombre que se utiliza para evitar confusión y tener la seguridad de que todos estemos hablando de la misma planta, es decir, que hablemos en el mismo idioma. El nombre científico se escribe en latín, es el nombre que se le asigna a una planta cuando es descrita a nivel científico, y se compone de dos nombres. El nombre genérico y la especie. Por ejemplo, el género Lavandula tiene cerca de 60 especies, y unas pocas se usan para extraer aceites esenciales: Lavandula angustifolia (Foto izquierda), L. latifolia o L. stoechas (Foto derecha). Las tres planticas son similares (sobre todo las dos primeras), y las han agrupado en el género Lavandula por tener características comunes. Pero cada una de ellas, tiene características únicas que la hace diferente de las otras dos, y por eso llevan el segundo nombre. Es así de sencillo, y además su nombre se escribe en cursiva. Vayas a donde vayas, se le llame espliego o alhucema, el nombre cientifico no lo cambia nadie.

¿Para qué te sirve todo esto?

Para saber que aceite es el que necesitas según sus propiedades. Por ejemplo,  el aceite esencial de Lavandula angustifolia tiene altos contenidos en monoterpenoles y ésteres, y se caracteriza por sus propiedades calmantes, relajantes y para afecciones de la piel. Suele ser muy utilizada en niños siendo un aceite suave y seguro para ellos (siembre bajo las dosis y diluciones correctas según la edad). Sin embargo, la Lavandula latifolia tiene altos contenidos de cetonas y óxidos, por lo que, por un lado, es muy utilizada para afecciones respiratorias y afecciones de la piel graves o picaduras o mordeduras de animales, pero su uso no es nada recomendado en niños, mujeres embarazadas o lactantes por su alto contenido en cetonas, que tienen un grado de toxicidad muy elevado. Sin embargo ambos aceites te los pueden vender como lavanda, espliego, cantueso. Asegúrate siempre de saber lo que estas comprando verificando el nombre científico.

Parte de la planta utilizada

Frutos, hojas y flor del naranjo, Citrus sinensis

Para extraer un aceite esencial se pueden utilizar la flor, la hoja, la madera, la raíz, la resina o la cáscara del fruto. Por lo general, solo se obtienen de una sola parte, pero con algunas plantas se pueden aprovechar varias de ellas, extrayendo aceites con propiedades diferentes.

El ejemplo más común es el de la naranja. De esta planta se extrae aceite de la cascara del fruto, de la flor (Neroli) y de las hojas (petitgrain) (ver tabla). Cada aceite tiene olores y propiedades diferentes y hasta precios diferentes. Ten en cuenta que es más fácil obtener altas cantidades de la cáscara del fruto de naranja que de su flor.

En casos como el Enebro, no siempre te indican de que parte se destila el aceite, algunas empresas destilan tanto las ramas y las bayas, en otras solamente las bayas. Es importante tener esta información porque en caso de ingerir este aceite, no debes hacerlo si es destilado de las hojas, mientras que el aceite obtenido de las bayas si se puede ingerir (siempre y cuando el aceite sea de alta calidad). Por eso, siempre verifica que parte de la planta se ha destilado en el aceite que vas a comenzar a utilizar.

Nombre comúnNombre científicoParte destilada
NaranjaCitrus sinensis
Citrus aurantium var dulcis
Cáscara del fruto
Neroli o AzaharCitrus aurantiumFlor
Petit GrainCitrus aurantium var amarahojas

Origen de la planta y cultivos

Aunque no siempre lo indican en la etiqueta, es importante que te informes sobre el lugar donde se cultivan las plantas del aceite esencial que vas a utilizar. Conozco empresas muy honestas que te indican si el cultivo es orgánico o convencional. Asegúrate que tengan sus propios cultivos, o si los encargan a terceros, que indiquen como es el manejo del cultivo. Esta información pocas veces la dan y es muy importante. Si una empresa tiene sus propios cultivos, seguramente lo cuidan más, y recogen la planta en la fecha, hora y día específicos para obtener el aceite de máxima calidad.

También es importante el lugar donde se cultivan. Cada planta tiene un origen, y es preferible usar un aceite obtenido con plantas de ese lugar. Por ejemplo el Eucalipto, es mejor que se obtenga de plantaciones de Australia, y no de España o el trópico, ya que las diferencias en las condiciones ambientales afectaran en la calidad del aceite. Por eso, siempre fijate en el origen de las plantaciones con las que se extraen tus aceites.

Métodos de extracción

Es importante que se te informe sobre el método de extracción con el que se obtuvo tu aceite esencial. Por lo general, los cítricos se extraen por prensado en frío de la cáscara fresca y según la marca que comprés, lo encontrarás como esencia o aceite esencial. La técnica más utilizada es la destilación por vapor, en donde el control de la presión, la temperatura  y el tiempo de destilación  son necesarios para obtener un aceite esencial de alta calidad y con el 100% de sus componentes. Existen otros métodos menos comunes pero no son tema para este artículo.

Moléculas principales o mayoritarias

Los aceites esenciales están compuestos de un gran número de moléculas provenientes de los terpenos. Aunque son muchas moléculas las que componen a un aceite esencial, siempre tendrán una o dos moléculas con un  porcentaje más alto que las demás, y por tanto, definirán en gran parte las propiedades terapéuticas de ese aceite. Es importante que en la etiqueta se te indique cuales son dichas moléculas, por ejemplo para la Lavandula angustifolia, encontramos al linalol (alcohol hasta 36%) y acetato de linalilo (éster hasta un 45%).

En varias empresas le llaman quimiotipo, pero éste realmente es solo aplicable a unos pocos aceites como por ejemplo el romero o el tomillo. En estos casos, la molécula mayoritaria de estas plantas varía según las condiciones de temperatura, clima, altura etc.  Por eso es necesario especificar el quimiotipo, ya que el aceite tendrá propiedades diferentes según su quimiotipo. Cuando esto no ocurre, solo se nombran las moléculas mayoritarias, pero de este tema te hablaré en otro artículo con más detalle.

Precio

El precio es un tema de debate sobre los aceites esenciales. Si tienes en cuenta lo que implica obtener un aceite esencial de calidad, podrás interpretar que un aceite muy económico no va a ser un aceite de calidad, seguramente esté adulterado o lo completan con aceite vegetal sin especificarlo en la etiqueta. He visto aceites por menos de 2 euros, practicamente lo que cuesta el bote, la etiqueta y poco mas.

Si una empresa te vende todos sus aceites esenciales por el mismo precio, duda mucho en comprarlos. Según cada planta, será mas fácil o dificil obtener la cantidad requerida para llenar un bote de 5 ml de aceite esencial. Para el caso de los cítricos, con la cáscara del fruto se obtiene facilmente una buena cantidad de aceite, mientras que para la rosa, el geranio o el neroli, la cantidad de flores necesasarias es muy elevada, por lo cual es precio debe ser mayor.

Espero que estos consejos te sean útiles a la hora de comprar tus aceites esenciales. Si tienes alguna duda puedes preguntármelo. He probado de varias marcas, especialemente en España y te aseguro que no todos son de la misma calidad.

2 pensamientos sobre “Lo que debes saber antes de comprar un aceite esencial”

  1. Excelente información ahora tengo dudas de donde comprar aceite de calidad sobre todo aquí en América latina.Habrá que investigar bien el mercado pues al leer el articulo se entiende que es complejo conseguir aceites de calidad.Gracias por el.artículo.

    1. Gracias Alina, me alegro que te haya servido el artículo. Yo no conozco todos los aceites de america latina, pero si me especifícas de que país eres, te puedo ayudar. Se sobretodo de las marcas que se consiguen en Colombia, no hay muchas, pero con la que trabajo, me gusta mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *